IU detecta falta de transparencia en el proyecto para desarrollar La Serranía

En la documentación sobre la transformación de la parcela no figura el número de identificación catastral de los terrenos que monopolizan dos sociedades
 
Los concejales de Izquierda Unida Los Verdes-Convocatoria por Andalucía (IULV-CA) en el Ayuntamiento de Marbella, Enrique Monterroso y Miguel Díaz, han exigido hoy al equipo de gobierno que aporte algo de luz al proyecto para urbanizar La Serranía, parcela a la que en el futuro se trasladará el Polígono Industrial que actualmente está en La Ermita.
 
Los ediles han demandado al ejecutivo local que revele públicamente la identidad de los propietarios de las empresas Ensenada de Pedregalejos S.L y Corporación de Nueva Marbella S.A que conjuntamente controlan el 90% de los terrenos de La Serranía. También exigen saber cuáles son los terrenos que controlan ambas sociedades, pues en el acuerdo firmado para desarrollar el proyecto no se recoge el número de identificación catastral de las parcelas.
 
Los concejales han recordado que el equipo de gobierno derrochó 100.000 euros en dos estudios sobre el proyecto, uno por valor de 70.000 euros de mayo de 2009 y otro de 30.000 en septiembre de 2011, que se encargaron a la empresa Avant Asset Management y cuyos resultados no han trascendido a pesar de la insistencia de IU.
 
“La opacidad en la gestión urbanística del Consistorio se ha convertido en la tónica general. Es intolerable la falta de transparencia en un proyecto tan importante para el desarrollo económico y urbanístico del municipio. La ciudadanía y los profesionales y trabajadores del polígono tendrían que saber con claridad quiénes son los propietarios de las parcelas en las que se ubicará el principal foco industrial de Marbella”, ha señalado Díaz.
 
Monterroso ha advertido de las nefastas consecuencias que podría conllevar el hecho de que tanto los vecinos como la oposición se quedaran al margen de uno de los principales proyectos de planificación del municipio, especialmente este que se trata del futuro desarrollo del polígono industrial. “Estamos hablando de un asunto estratégico que tiene que resolverse con la máxima transparencia y participación para evitar que los grandes intereses que encierra el proyecto acaben convirtiéndolo en un nuevo pelotazo, con comisiones millonarias de por medio para grupo de urdidores. Sería un grave revés para el interés general y el bienestar de los vecinos”, ha apuntado.
 
Los ediles han instado al gobierno local a que abra una “nueva etapa en los métodos de elaboración de los grandes proyectos urbanísticos para la ciudad” para que no se vuelvan a producir fracasos como el de la ampliación del puerto de La Bajadilla. IU, ha señalado Díaz, se ofrece para velar por la transparencia en el desarrollo de La Serranía y una participación constructiva que garantice los intereses generales, el respeto al medio ambiente, la planificación armónica de la ciudad y el derecho que tienen los trabajadores que desarrollan su actividad en el Polígono a participar en las plusvalías que se generen con el traslado.