Izquierda Unida quiere situar Marbella a la cabeza de la lucha contra la precariedad laboral

Izquierda Unida elevó el 28 de abril a pleno municipal una moción en la que se exigía la mejora de las condiciones laborales de los trabajadores y trabajadoras del sector turístico, en la que se pedía un aumento de los inspectores de trabajo en Málaga, en la actualidad hay 5 para toda la provincia, y en la que se solicitó la inclusión de los sindicatos en el Foro de Innovación Turística de la ciudad de Marbella. Tres meses más tarde y en plena temporada alta ninguna de estas peticiones se ha cumplido por las administraciones competentes. 

“Una ciudad como Marbella debe situarse a la cabeza de la calidad del empleo, situarse a la cabeza en la lucha contra la precariedad, situarse a la cabeza de los derechos laborales, y ahí, siempre, nos tendrán enfrente quienes no cumplan. Pero la realidad se impone, la realidad de que el crecimiento económico y las cifras notables del sector turístico no están trayendo calidad en el empleo, que la precarización de los contratos continúa y que la patronal y las administraciones competentes no están poniendo solución a un problema que se acrecienta con la llegada de la temporada alta en nuestra ciudad. Un turismo de calidad exige un empleo de calidad. Aplaudimos las cifras que indican una bajada sustancial del paro en Marbella, pero exigimos que ese empleo nuevo que se genera sea un empleo de calidad”, ha asegurado el Coordinador Local de Izquierda Unida, Miguel Díaz a través de un comunicado.

Por su parte, Victoria Morales, Secretaria Local de Acción Política, subrayaba en el pleno del 28 de abril mencionado que “Un destino turístico 5 estrellas, debe tener un empleo de 5 estrellas, la precariedad laboral es una realidad y no queremos contratos no ajustados a convenio, eventuales o parciales, más aún, sabiendo que el turismo está en auge y que la recuperación económica es una realidad, pero parece que solo para las empresas y no para las trabajadoras y los trabajadores”.

Han pasado tres meses y aquellas palabras, según Morales, “siguen estando de actualidad, siguen vigentes, porque poco o nada ha cambiado. No se ha incluido a los sindicatos en el Foro de Innovación Turística  de la ciudad como se exigía, no se han aumentado el número de inspectores en la provincia como se exigía, continúan firmándose diariamente contratos parciales y eventuales precarios, continúa fomentándose  la figura del falso autónomo y continúan externalizándose servicios”. 

Siniestralidad laboral y precarización del trabajo

La siniestralidad laboral en Málaga está desbocada. 7.939 accidentes laborales, 10 de ellos mortales, se registraron en la provincia en los primeros cinco meses del año. 53 accidentes laborales diarios hasta el mes de mayo. La mayoría de las muertes se produce en el entorno de empresas y PYMES con menos de 50 empleados. El 21 de abril de 2017 se produjo en Marbella el último accidente laboral con resultado de muerte. En la provincia de Málaga hay 5 inspectores de trabajo. 

La Secretaria Local de Acción Política, Victoria Morales, ha señalado que “hay un abuso constante por parte de los empresarios hacia los trabajadores, que consiste en minoración de los salarios y aumento de la jornada laboral, todo esto son las  consecuencias de la crisis creada por el sistema en el que vivimos, la falta de inspectores de trabajo, o la dejadez de estos, impide que las denuncias que se ponen sean efectivas, aunque muchos trabajadores no se atreven a denunciar cuando están de alta en la empresa, lo quieren hacer cuando se ha extinguido su relación laboral, todo esto  tiene el consentimiento y beneplácito de los gobernantes, que no quieren poner fin a estos hechos, dándose una situación de  necesidad, conformismo y miedo en la clase trabajadora y de abuso y beneficio por parte de un sector del empresariado”.

“La precariedad sigue siendo la norma y no la excepción, y la precariedad, como hemos comprobado con los últimos datos, es sinónimo de accidente laboral, es sinónimo de muerte”, ha concluido Morales.