Izquierda Unida rechaza el Presupuesto Municipal 2019 por ser “insolidario, privatizador y clientelar”

DÍAZ: “El equipo de gobierno (PP-OSP) ha conseguido que tras las alegaciones los presupuestos sean aún PEORES, no habrá medida de gracia para Ángeles Muñoz, a pesar de que van a ser sus últimos presupuestos como alcaldesa. Si antes de las alegaciones eran insolidarios, privatizadores y fomentaban el clientelismo. Ahora son más insolidarios, más privatizadores y fomentan aún más el clientelismo. Y no es retórica. Son hechos objetivos”

Izquierda Unida vota “NO” al presupuesto municipal 2019 por considerar que es “más insolidario, más privatizador y más clientelar” tras rechazar el equipo de gobierno todas las alegaciones de la oposición e introducir dos autoalegaciones que “fomentan la ruptura del tejido social y el desmantelamiento del servicio público”.

El concejal-portavoz de la formación, Miguel Díaz, señala que “el periodo de exposición pública del presupuesto está previsto por la ley como una oportunidad para mejorar el presupuesto, para que se incorporen nuevas visiones de actores de la ciudad y se conforme un presupuesto más representativo, en definitiva: mejor”. 

“Sin embargo, desde el gobierno el equipo de gobierno (PP-OSP) ha conseguido que tras las alegaciones los presupuestos sean aún PEORES” apunta el edil, quien señala que “no habrá medida de gracia para Ángeles Muñoz, a pesar de que van a ser sus últimos presupuestos como alcaldesa. Si antes de las alegaciones eran insolidarios, privatizadores y fomentaban el clientelismo. Ahora son más insolidarios, más privatizadores y fomentan aún más el clientelismo. Y no es retórica. Son hechos objetivos”.

Izquierda Unida incide en que “se han aumentado las subvenciones a dedo en 364.000 euros. De forma que 8 de cada 10 euros en materia de subvenciones se adjudican a dedo, sin convocatoria pública ni igualdad de oportunidades. Eso es un vicio en democracia que se llama: CLIENTELISMO. Y por otra parte PP y OSP han recortado los fondos de ayudas sociales en un 60%. Un bocado intolerable de 300.000 euros a las ayudas de emergencia social, que pasan de los 500.000 euros presupuestados inicialmente a 200.000 €. Y no será porque no hay familias y personas en situación de emergencia social en Marbella”.

Díaz abunda en que el equipo de gobierno “ha tumbado en bloque la participación ciudadana, ha rechazado las más de 260 alegaciones presentadas, solo han aceptado la “autoenmienda” que ha hecho el PP y que lo único que viene es a recortar más gastos sociales para dar más subvenciones a dedo”. 

Otro año más sin Centro Juvenil

Para Izquierda Unida muchas de las inversiones están en el aire, “son castillos de naipes” que en la mayoría de los casos no verán la luz en 2019, “porque un presupuesto lo aguanta todo, pero la realidad es otra y faltan muchas garantías en inversiones clave. Y una ausencia por encima de todas ellas: el centro juvenil”.

“Han rechazado nuestra propuesta para incluir una partida plurianual para la redacción del proyecto y la construcción del centro, asignándosele una cuantía de 2.000.000 de euros: un millón en 2019 y el millón restante en 2020. La construcción de un Centro Juvenil emanó del Consejo de Infancia y Adolescencia en 2017 y fue asumido por el Pleno de la Corporación, pero no se añadió el presupuesto de 2018. Otra vez fue aprobado en el pleno municipal del 30 de noviembre pasado a través de dos mociones, a instancia de las AMPAS y la asociación ACM, pero nada. No han querido poner partida y en 2019 tampoco tendremos Centro Juvenil. Muchas fotos y sonrisas con los jóvenes, pero luego a la hora de comprometerse y apostar NADA”, recuerda el concejal portavoz.

Puestos de trabajo, violencia machista, accesibilidad

El gobierno de PP y OSP ha rechazado una enmienda de IU para crear y dotar una partida para elaborar una Valoración de Puestos de Trabajo “como reclaman el sentido común y la plantilla municipal. Están diciendo que van a hacer una Valoración, pero la realidad es que no hay partida para tal fin. Y sin Valoración no hay posibilidad de estructurar bien la plantilla para obtener la mayor eficacia para la prestación de los servicios públicos. Así pueden seguir privatizando. En estos presupuestos hay un aumento del 110% respecto a 2018, pasando de 12 a 25 millones”.

Otro incumplimiento de un acuerdo plenario y que no aparece reflejada en los Presupuestos es la que se refiere a la partida de atención a las víctimas de las violencias machistas que no se ha aumentado en 100.000 euros como se aprobó en Pleno a propuesta de IU. “Han tumbado nuestra alegación. Estos presupuestos solo llevan 42.000 para gastos directos, descontado el personal, para la lucha contra las violencias machistas… Así no vamos a ninguna parte”, abunda Díaz.

Y entroncando con esto mismo, “otro rechazo destacado es el que se ha realizado a nuestra enmienda para que se contase con los fondos suficientes para cumplir el Plan de Igualdad y permitir la jornada completa para el colectivo de limpiadoras municipales. Hacen muchas promesas, pero las buenas intenciones o están reflejadas en el presupuesto o son milongas para dejar pasar el tiempo hasta las próximas elecciones”.

Por otra parte, el concejal portavoz, señala también que “más que empezar a erradicar las barreras a la accesibilidad universal en el municipio, este presupuesto pone una auténtica zancadilla a las personas con diversidad funcional. Han rechazado nuestra alegación para contar con una partida suficiente para comenzar a ejecutar el Plan de Accesibilidad Universal. La solidaridad urbanística tiene que esperar”.

Este pleno de Presupuestos lo que ha aprobado es “vender los servicios públicos con privatizaciones, un recorte del 60% en ayudas de emergencia y ha sido una oportunidad perdida para crear un Centro Juvenil, como demandan las AMPAS y el Consejo Municipal de la Infancia, para combatir con las violencias machistas con una asignación suficiente y potenciar la  accesibilidad universal como exige la ley y la solidaridad”.